Algo diferente, México|07/08/2007 9:04 am

De cantina en cantina, de historia en historia

El recorrido Pulque, tequila y cerveza, parte II es uno de los más exitosos paseos culturales del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) que se realizan por el Centro histórico de la capital mexicana y que es dirigido por Armando Ruiz Aguilar.

El Centro Histórico de la ciudad de México es un sitio pletórico de historia relatada por el especialista. El Bar Gante, por ejemplo, era la guarida del escritor y periodista Renato Leduc, y ahí escribió muchos de sus poemas más conocidos. Y en ese mismo andador de Gante, estaba La Cucaracha, un cabaret-bar “de antología”, con sus grandes apartados y sillones forrados de terciopelo rojo y luz tenue.

La Faena (Venustiano Carranza 49-B), en cambio, además de restaurant-bar es un viejo museo taurino con algunos óleos de gran formato con escenas idílicas de toros pastando y valientes haciéndoles frente con un simple paño rojo, algunas vitrinas en alto con maniquíes vestidos en trajes de luces y una decoración ya vieja, pero que conserva todavía el aire de la nostalgia del tiempo pasado.

Pese a ser una de las cantinas más antiguas de la ciudad de México, fundada en el siglo XIX, El Gallo de Oro (Venustiano Carranza 35, esquina Bolívar) ya cambió el viejo mobiliario y la mampostería que le daban fama, por unos modernos. Eso, entre otras cosas, le quitó su carácter de refugio de periodistas, desde el liberal Ignacio Ramírez hasta Jacobo Zabludowsky.

Todavía hay otro de estos recintos etílicos mucho más viejo, la cantina El Centenario, que para la época que se inauguraba El Gallo de Oro ya se llamaba así, es decir, que tenía al menos un siglo de historia; a este local asistía Tito Guízar.

Finalmente hallamos la India (República del Salvador 42, esquina Bolívar), una de las cantinas fundadas al término de la Revolución, por lo cual resalta su nombre que va en contra del racismo contra los habitantes originarios del país y recuerda al concurso de La india más bonita que se organizaba en Iztacalco y no en Xochimilco, como muchos creerían. Su emblema es la imagen idílica de una mujer con los senos al aire y un tocado de apache estadounidense, como todavía puede verse en el cuadro alusivo que se conserva en el lugar.

Ahí, en 1929, Julio Antonio Mella, un marxista y opositor cubano expulsado por el régimen dictatorial de Machado, tomó muy joven sus últimos tragos junto con su amante Tina Modotti, pues a unas calles del lugar, agentes del dictador, que lo perseguían, finalmente lo asesinaron.

El recorrido Pulque, cerveza y tequila, parte I, ciudad de México, cuyo recorrido abarca la pulquería La Risa, la cantina La Vaquita, el Mesón del Castellano, la Puerta del Sol, La Casa de las Sirenas, El Nivel y la Potosina, volverá a realizarse los sábados 11 de agosto y 8 de septiembre.

En tanto, su complemento, Pulque, cerveza y tequila, parte II, ciudad de México, con la visita a la pulquería La Antigua Roma y a las cantinas La Antigua Roma y a las cantinas Salón Madrid, La Faena, la cervecería Kloster, La Ópera, El Gallo de Oro y La India, se realizará los sábados 18 de agosto y 22 de septiembre.

Mayores informes en Turismo Cultural del INAH al teléfono 55 53 23 65 o a los correos reservacionestci@inah.gob.mx y tci@inah.gob.mx

Conaculta

  • Comparte este post:
  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • Digg

Deja tu comentario